Cómo aprovechar los primeros 30 segundos en una entrevista de trabajo

Cómo aprovechar los primeros 30 segundos en una entrevista de trabajo

Recuerde que una entrevista de trabajo no es una cita romántica. Su encanto natural no será suficiente para dejar al entrevistador sin palabras. Ir a una entrevista de trabajo es una situación para la cual usted debe prepararse a fondo.

Estos son algunos consejos que le permitirán aprovechar los primeros 30 segundos de su entrevista de trabajo.

Debe ser breve pero, al mismo tiempo, agradable

Al entrar en la sala de entrevistas, sólo tiene medio minuto para dar la primera buena impresión . Pero puede causar una buena impresión incluso antes de entrar en la habitación. Sé amable con toda la gente que tengas antes de entrar.

Un reclutador llamado Adam Seabrook dice que, en una ocasión, tenía un cliente que solía salir y preguntarle a la recepcionista cómo habían actuado los candidatos. Si volvía con los pulgares hacia abajo, entonces rechazaba al candidato.

Su actitud dice mucho de usted. Un entrevistador sabe que si usted es grosero con la recepcionista, probablemente será grosero con los demás más tarde.

Por otro lado, trate de mantener la presentación positiva y simple. No divague. Destaque los aspectos de su carrera profesional, intereses, metas alcanzadas, educación y pasatiempos que se ajusten a la empresa y al trabajo que está solicitando.

Recuerde que no están buscando a una persona súper inteligente y buena, sino a alguien que encaje para el desarrollo de un trabajo específico.

Los entrevistadores no prestan atención durante mucho tiempo, así que aprovéchese de ello hábilmente. Aunque usted no debe asumir que el entrevistador conoce su currículum, no debe empezar a recitarlo.

Demostrar su sentido del humor

Preséntese como una persona normal. El entrevistador busca personas que son profesionales , pero no máquinas.

Por ejemplo, un entrevistador llamado Lynam comenta sobre una experiencia que tuvo en una ocasión cuando entrevistó a una niña llamada Fátima. í‰l, queriendo llamarla correctamente, le preguntó cómo se pronunciaba su nombre porque, en inglés, puede haber dos maneras diferentes de hacerlo. Y ella contestó que de cualquier manera que usara estaría bien y que, si quisiera, también podría llamarse Gorda, que en inglés significa gorda pero también se usa como diminutivo para “Fátima”.

Funcionó con Lynam porque pensó contratado€. Y así sucedió.

Tener estadísticas a mano

Incluso si no tienes nada especial que decir sobre ti mismo, siempre es bueno poder demostrar que tienes madera para el trabajo que estás solicitando y que cumples al menos los requisitos mínimos. Puede mencionar cifras sobre logros alcanzados en posiciones anteriores, como el aumento en el porcentaje de ventas, por ejemplo.

No se preocupe más

Mostrarte como alguien entusiasta e inteligente . Aunque no pueda demostrar alguna contribución concreta de sus experiencias anteriores, demuestre con su actitud que puede dar un valor añadido.

Y si consigues pasar la entrevista, significa que estás cualificado para el puesto porque el entrevistador habrá considerado que tu personalidad encaja en la cultura empresarial y que en ese momento, eres el mejor candidato.

¿Te ha parecido curioso? ¡COMPÁRTELO!

Cerrar menú

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies